Claramente, para empezar una rutina de escribir cada pocos días, necesitaba conocer en profundidad aquello de lo que iba a hablar, asegurándome de que nunca habría contado todo y siempre tendría algo que decir.

Debía ser, además, un tema que me gustase ya que este blog no tiene ningún tipo de fin lucrativo, su objetivo es aprender y… ¿qué mejor forma de aprender que escribiendo de algo que te gusta, que te motiva?

Podría decir que llevo dándole vueltas al tema del blog desde que nos lo mencionaron en clase a principio de curso… y no mentiría del todo, pero la verdad es que, aunque en un principio pensé en buscar varias opciones para luego elegir la que más me gustase, en realidad siempre tuve claro cuál acabaría siendo la temática de mi blog:

“El mundo del escultismo, el mundo scout”

Anuncios